EL “SUEÑO AMERICANO” SE DISIPA PARA CRECIENTE NÚMERO DE CALIFORNIANOS, DICE ENCUESTA

0
PESE A LAS MEJORAS EN LA ECONOMÍA, LA ENCUESTA REFLEJA UN PESIMISMO ENTRE TRABAJADORES POBRES EN CALIFORNIA

WASHINGTON— Casi la mitad de los trabajadores californianos afrontan condiciones de pobreza y, aún con múltiples empleos no cubren todas sus necesidades, ahondando la percepción de que el “Sueño Americano” se les va de las manos, según una encuesta difundida este martes en Washington.

La encuesta del Instituto Público para la Investigación Religiosa (PRRI, en inglés), con sede en Washington, ofreció una radiografía sobre las prioridades y condiciones de vida de los californianos, muchos de los cuales afrontan penurias pese a una mejora generalizada de la economía en todo el país.

Los encuestadores confirmaron a este diario que la encuesta incluyó a inmigrantes hispanos pero, dada la sensibilidad del asunto, no preguntaron sobre su estatus migratorio en el sondeo.

El 31 % de los californianos trabaja sin que el dinero le alcance, y el porcentaje real se traduce al 47 % de los trabajadores en el estado dorado.

Aunque la mayoría de los californianos sigue creyendo en la promesa de la educación universitaria para salir adelante, el 55 % también considera que es más difícil alcanzar el “Sueño Americano” en California que en cualquier otra parte de Estados Unidos.

“Es sorprendente quecerca de una tercera parte de los californianos piensan que la promesa del Sueño Americano –es decir, que si trabajas duro, llegas lejos– no es alcanzable para ellos”, dijo el principal ejecutivo de PRRI, Robert P. Jones.

“El entender la magnitud de este problema y de las luchas de la vida real y las penurias que afectan a los trabajadores más vulnerables es crítico para los responsables de políticas, los negocios y sitios sin fines de lucro que quieren crear un ambiente laboral más saludable y más robusto en California”, aconsejó Jones.

Una “cobija corta” para comida y medicina

La encuesta reveló además que el 42 % de las familias pobres en California tuvo al menos un familiar que postergó ver a un médico o comprar medicinas por problemas financieros.

Más de una tercera parte afronta problemas para pagar el alquiler o la hipoteca, o se atrasa al menos un mes en los pagos.

La situación es tal que el 43 % ha tenido que reducir las compras de la semana para ahorrar dinero, y al 64 % le preocupa poder encontrar vivienda a precio asequible, según el sondeo realizado entre 3,318 trabajadores residentes en California.

De los que afronta la pobreza, el 56 % dijo que les costaría cubrir una emergencia de $400 dólares, en comparación con el 24 % de los trabajadores sin problemas de solvencia económica.

Problemas que no se quedan en el hogar

Los problemas para trabajadores pobres no se quedan en el hogar, a juzgar por la encuesta, que indicó que el 24 % de estos sufrió lesiones en el trabajo, en contraste con el 11 % que no tiene problemas financieros.

Además, el 19 % dijo haber sufrido discriminación o prejuicios raciales, en comparación con el 10 % de los que tienen finanzas saludables.

Entre los trabajadores pobres, el 16 % dijo ganar menos del salario mínimo, frente al 6 % del resto de los encuestados; el 12 % afrontó robo de sus propinas por parte de patronos o compañeros de trabajo, en comparación con el 5 % del resto, y el 11 % tuvo embargo de salario sin causa alguna, en comparación con el 5 % del resto de los empleados.

La encuesta precisó que los hispanos, como grupo, tienen más probabilidades que cualquier otro grupo étnico o racial de reportar experiencias negativas en los sitios de empleo.

El 18 % de los hispanos en California tiene más probabilidades que los asiáticos (10 %), los afroamericanos (7 %) y los blancos (5 %) de afrontar experiencias negativas en los empleos, como lesiones, discriminación, robo de sueldo, y acoso o ataque sexual.

Esta acumulación de frustraciones además hizo que el 65 % de los californianos y el 75 % de los empleados pobres sientan que sus patronos los ven como “reemplazables”.

El 80 % de los trabajadores con problemas económicos dio más importancia a organizarse en sindicatos para proteger sus derechos, debido en parte a la percepción de que los patronos los explotan.

Asimismo, el 54 % de los californianos, incluyendo al 65 % de los que viven en la pobreza, cree que ni el trabajo duro ni la determinación son garantías del éxito para la mayoría de los trabajadores.

Ante la suma de malas experiencias, el 68 % de los encuestados que afrontan pobreza dijo que alentaría a los jóvenes a abandoar sus comunidades en busca de mejores oportunidades, en comparación con el 61 % que no tiene problemas de pobreza.

Ese pesimismo, sin embargo, no opaca sus aspiraciones personales o familiares: el 74 % de los que pasan pobreza dijo que “ser un buen padre” es la meta más importante de su vida, en comparación con el 64% que no tiene problemas de dinero.

Sus otras prioridades fueron conseguir un empleo bien remunerado y formar parte de una comunidad religiosa, indicó la encuesta, realizada entre el 18 de mayo y el 11 de junio pasados, y que tuvo un margen de error de más o menos 2,8 puntos porcentuales.

*
Fuente:La opinion

Comentarios

comentarios

Comments are closed.

%d bloggers like this: