RACISMO Y AMBIENTE POLÍTICO DE LA ERA TRUMP INFECTA SALONES DE CLASE EN TODO EL PAÍS

0
CIENTOS DE MAESTROS DE SECUNDARIA REPORTAN ATAQUES RACISTAS EN LAS ESCUELAS, USO DE SÍMBOLOS CONFEDERADOS Y ELEVADA ANSIEDAD EN ESTUDIANTES DE MINORÍAS, EN AMPLIO SONDEO NACIONAL

A principios de este año, en una escuela secundaria de Utah, un estudiante blanco espetó en voz alta a su compañero latino, que había revelado su estatus de indocumentado: “Debes ir preparando la maleta para irte del país”.

Un profesor en Ohio reportó que ha visto a varios a estudiantes suyos atacar abiertamente a sus compañeros de clase con insultos racistas.

Durante una discusión sobre la llegada de Colón a América en un salón de Carolina del Norte, un estudiante blanco declaró que “si Colón esclavizó a los nativos es porque lo necesitaban, son gente ignorante como hoy lo siguen siendo, por eso necesitamos un muro”.

Múltiples maestros reportaron que el eslogan “Make America Great Again” (que usó Donald Trump en su campaña), se ha vuelto en una frase de uso común por parte de muchos de sus estudiantes.

Asimismo, educadores en estados del norte, centro y oeste del país dijeron que más alumnos están desplegando la bandera confederada del sur y otros símbolos de supremacía blanca en las escuelas.

No es que el racismo sea nuevo en los salones de clase, pero según reportaron numerosos maestros, este año hay algo diferente: las expresiones se multiplican y son más abiertas, más atrevidas que antes.

“Nunca había visto un comportamiento tan temerario. …Vi que esta dinámica estaba sucediendo a nivel nacional, y me sorprendió ver un espejo de lo mismo con jóvenes de 14 a 16 años “, declaró Nicole Morris, una maestra veterana de un cuarto de siglo en Utah.

En Virginia, varios estudiantes del profesor Will Carmel le explicaban que se sentían con total libertad para agredir a estudiantes hispanos con cantos de “construyamos el muro”.

“La justificación es que si el presidente lo hace, entonces por qué no pueden hacerlo ellos”, dijo el maestro.

Estas son solo un puñado de anécdotas que se desprenden de un nuevo estudio publicado este jueves por el Instituto de Democracia, Educación y Acceso de la Universidad de California en Los Angeles (UCLA)

Por medio de este reporte, cientos de profesores de secundaria en todo el país reportaron un aumento significativo en el estrés estudiantil y la multiplicación de tensiones raciales dentro y fuera del salón de clases desde que Donald Trump tomó posesión de la presidencia estadounidense.

Más de 1500 educadores participaron en el sondeo y estudio realizado entre enero y mayo de este año.

Secundarias: un reflejo del país
El efecto de la elección de Trump y el giro en la retórica pública en los Estados Unidos tiene un doble efecto entre los estudiantes: mayor nivel de ansiedad para estudiantes de minorías y un aumento en los incidentes racistas en escuelas con estudiantado predominantemente blanco, explicó John Rogers, director del instituto y autor del estudio.

“Hemos visto dos fenómenos”, dijo Rogers. “En las escuelas en las que predominan los estudiantes inmigrantes y de minorías, los maestros reportaron que el nivel de estrés de los jóvenes se ha incrementado notablemente”.

El 51% de los maestros reportó un aumento en la preocupación de los estudiantes de minorías por el bienestar de sus familias, en torno a cambios en política migratoria, sanitaria y ataques a la comunidad LGBTQ o gay.

Un 58% de los maestros reportó notar en sus estudiantes un nivel de preocupación alto respecto a la posibilidad de deportaciones.

Algunos tenían anécdotas más específicas sobre cómo el ambiente -y las políticas-están afectándolos personalmente, y a sus familias.

Un maestro indicó que uno de sus mejores alumnos en su clase de geografía no estaba cumpliendo con sus tareas porque su papá había sido deportado. El joven le dijo que “ahora estaba trabajando para mantener a su familia”.

Otro maestro dijo de una joven gay en su clase, que soñaba con alistarse a las Fuerzas Armadas, y dudaba si ahora podría hacerlo, debido al cambio en actitudes hacia personas como ella.

Todo esto afecta el desempeño de los estudiantes, señaló Rogers.

“El nivel de estrés y ansiedad tiene un efecto negativo en el aprendizaje”, dijo el experto. “Los jóvenes que experimentan estos problemas, tienen dificultades enfocándose en sus lecciones e incluso en mantener su asistencia a clase”.

El instituto hizo una serie de recomendaciones, e indicó que el liderazgo escolar debe proporcionar guías a los maestros sobre cómo lidiar con la actual situación.

“Aparte de esto, creo que hay que decir lo obvio: es preciso cambiar el clima político”, dijo Rogers. “Los líderes de nuestro país deben tener en cuenta el efecto que todo esto tiene en la futura generación”.

*
Fuente:La Opinion

Comentarios

comentarios

Comments are closed.

%d bloggers like this: